Pueblos de la Sierra de La Cabrera: qué ver y hacer

Ahora que ya conocemos todos los pueblos de la Sierra de La Cabrera (una de las seis subcomarcas de la Sierra Norte de Madrid), os traemos un artículo en el que recopilamos información de estos increíbles núcleos urbanos. Nueve fantásticos destinos para disfrutar de uno de los tramos más trepidantes de la serranía madrileña.

Venturada

Empezamos por Venturada, uno de los más cercanos a la capital. Destaca por su moderno ayuntamiento, por su estupenda Iglesia Parroquial de Santiago Apostol (uno de los escasos ejemplos de arte románico en la Comunidad de Madrid) y por su atalaya árabe. Para visitar esta última tendréis que ir hacia Cotos de Monterrey, una urbanización al margen del núcleo principal.

Cabanillas de la Sierra

Un poquito más al norte os espera Cabanillas de la Sierra, un pueblo 100% serrano. Tiene una de las casas consistoriales más bonitas de toda la Sierra Norte, un buen puñado de ejemplos de arquitectura popular y también varias cuevas con bodegas. Sí, resulta que Cabanillas es toda una potencia en lo que a elaborar vino se refiere.

Por si todo esto fuera poco, en su término municipal también podréis hacer la Ruta del Toro de Osborne de Cabanillas de la Sierra, que os llevará hasta los pies del mítico cartel publicitario.

Navalafuente

Navalafuente, por su parte, es uno de esos sitios humildes en los que poco a poco han abrazado al turismo como principal fuente de ingresos. De su pasado como pueblo de pastores todavía queda mucho, fundamentalmente reflejado en su coqueta iglesia (en la que no suelen faltar las cigüeñas), su potro de herrar o sus casitas. Tiene una escultura dedicada a todos los montañeros, senderistas y amantes de la naturaleza que han pasado por allí alguna vez.

Allí mismo podéis visitar la Cascada del Cancho, uno de los saltos de agua más bonitos de toda la Comunidad de Madrid. La ruta es súper sencilla, por lo que es apta para toda la familia.

Bustarviejo

La antigua villa rica de Bustarviejo es el siguiente destino que os queremos enseñar. Es uno de los pueblos de más entidad de toda la Sierra Norte, con un patrimonio excepcional y que requiere prácticamente un día completo para ser explorado en su totalidad.

Es también toda una potencia a nivel de senderismo, pues en sus alrededores se puede encontrar una antigua mina de plata y un destacamento penal franquista.

Valdemanco

Al este de Bustarviejo está Valdemanco. Tiene una vida social y cultural envidiable, pudiendo presumir de una de las ofertas gastronómicas más variadas de la comarca. Su iglesia es muy cuca, el ayuntamiento está muy bien integrado en su plaza y tiene un potro de herrar fantástico.

No podemos hablar de Valdemanco sin mencionar la Ruta del Banco, un itinerario exigente pero que a la vez os recompensará con las mejores vistas que podáis imaginar de la Sierra de La Cabrera.

La Cabrera

Por supuesto, también tenéis que ir a La Cabrera (pueblo). Es un sitio súper interesante, en el que tan pronto encontraréis una escultura a una cabra (por el escudo de armas de la localidad) como un monasterio repleto de obras de arte. Por el camino os sorprenderán también parques y jardines, una necrópolis, un centro cultural y, por supuesto, un potro de herrar.

Sieteiglesias

Sieteiglesias no tiene exactamente siete iglesias, pero ni falta que hace. En su lugar, encontraréis una preciosa (la Iglesia de San Pedro), la cual está construida en la zona alta del pueblo. Junto a ella hay una necrópolis medieval alucinante, con casi un centenar de tumbas excavadas. ¿Os parece poco? También podréis visitar el puente romano que sirve para comunicar la localidad con El Berrueco, ya en el Valle del Jarama.

Navas de Buitrago

Con un cierto toque de aislamiento, Navas de Buitrago es el penúltimo municipio que os vamso a enseñar. Es un lugar realmente peculiar, en el que no os podéis perder la Antigua Escuela y Casa del Maestro, un museo dedicado al Land Art y piedras con formas inverosímiles. Al igual que en Sieteiglesias, también podéis visitar un puente precioso. En este caso es el Puente del Cura, que está en dirección a Cinco Villas.

Lozoyuela

Lozoyuela está literalmente a los pies de la A1, por lo que seguro que habéis pasado mil veces junto a esta localidad. A nosotros nos sorprendió muchísimo encontrar un lugar tan guay, con muchas cosas que ver y que hacer. Nos fascinó su preciosa Iglesia de San Nicolás de Bari, la gran cantidad de comercios tradicionales que desafían el paso del tiempo y el buen estado de elementos tradicionales como su potro de herrar o su lavadero.

¿Qué te ha parecido?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *