The Silent People, el ejército de espantapájaros de Finlandia

Suomussalmi es un pequeño pueblo que, aparentemente, está en medio de la nada. Una de las muchísimas localidades que se ven desde el cristal del vehículo en el lento recorrido del sur al norte de Finlandia, siempre en paralelo a la frontera con Rusia. Sin embargo, la localidad guarda un secreto que hace que prácticamente todos los viajeros se detengan: The Silent People. Una propuesta artística inusual y polarizadora, que tan pronto se dice que es una obra maestra como un lugar para sacarle la pasta a los turistas. En este artículo os contamos su historia y os mostramos cómo nuestra experiencia visitándola.

Inquietante, espectacular y… ¿trampa para turistas?

The Silent People es un conjunto de más de mil siniestros espantapájaros, ubicados en medio de un campo de cultivo enorme. El autor es Reijo Kela, un artista que decidió dejar al público la interpretación del significado de su obra. Dicho de otro modo: no se sabe qué quiso transmitir con todas esas figuras.

La obra fue expuesta de manera efímera por primera vez en 1988 en Helsinki. Reapareció en la capital una vez más en 1994, año en el que fue trasladada a su actual ubicación en Suomussalmi, un pequeño pueblo lejos de cualquier cosa. Ahora lo mantiene una organización juvenil que se encarga de cambiarles la ropa dos veces al año y de reparar a los curiosos personajes cuando es necesario.

Es el típico lugar que no deja indiferente a nadie. Si buscáis sus reseñas en Google lo veréis de primera mano. En un extremo están los que consideran que The Silent People es una obra espectacular, atreviéndose a especular sobre su significado. Sin embargo, hay quien considera todo lo contrario: que esta obra acabó allí únicamente para atraer a guiris y que se gasten el dinero en el restaurante cercano.

Sea como fuere, es innegable que es un sitio perfecto para parar. La subida por la E63 se puede hacer lenta y monótona, ya que el paisaje (pese a ser espectacular) no ofrece grandes variaciones. Por eso, se agradece hace una paradita para estirar las piernas y ver algo diferente.

Nuestra experiencia visitando The Silent People

La visita a The Silent People no podría ser más sencilla. Básicamente hay que ir por la E63, la carretera que recorre Finlandia en paralelo a la frontera con Rusia. En un punto a unos 30 kilómetros al norte de Suomussalmi veréis los espantapájaros a un lado.

Hay un aparcamiento grande y gratuito, en el cual además hay unos cuantos baños secos. Como decimos, se trata de un lugar perfecto para hacer una parada.

Si vais en los meses de verano, entre el aparcamiento y The Silent People pasaréis junto a una tienda-restaurante: Niittykahvila Café. Tenemos que decir que, contra todo pronóstico, nos sorprendió su buena relación calidad-precio. De hecho, aprovechamos para comprar aquí unos cuantos souvenirs.

En cualquier caso, una vez lleguéis al campo de cultivo en el que está The Silent People, la experiencia será tan trascendental como queráis que sea. Si os queréis poner profundos, caminad entre los espantapájaros y alejaos de la zona más cercana al restaurante, para poder disfrutar de la obra en silencio. Si simplemente queréis un buen instagrameo, buscad un buen ángulo y listo.

Tenemos que reconocer que es un sitio bastante inquietante. Sabemos que no tiene nada que ver, pero nos recordó un poco a la experiencia de la Colina de las Cruces (Lituania). Un lugar bastante creepy y en el que yendo a solas se ponen los pelos de punta.

¿Merece la pena parar en The Silent People? Sin duda. Aunque solo sea porque es gratis y porque viene bien estirar las piernas cada cierto rato conduciendo. Sin embargo, más allá de eso, a nosotros nos pareció un lugar digno de ver. No estamos del todo de acuerdo en que sea un sacacuartos para guiris, pues al fin y al cabo la visita puede hacerse de manera totalmente gratuita. Por ello, os recomendamos parar si estáis por la zona.

Por cierto, id conduciendo con cuidado. En las inmediaciones de The Silent People se nos cruzaron por primera vez varios renos en la carretera, en una constante que fue a más según íbamos ascendiendo por Finlandia. Hablando de ascender, a pocos kilómetros de allí tenéis el Parque Nacional de Hossa, que también merece la pena ser visitado.

Anónimo, viral y de nuevo anónimo

Un hecho curioso es que The Silent People se volvió viral en 2020. Fue hallado por un usuario de Google Maps, que estaba buscando cosas curiosas y se topó con el monumento. Rápidamente se hizo popular en foros y redes sociales, teniendo eco en diferentes periódicos como el 20 Minutos.

Eso sí, ya sabéis cómo es la era de la información. Lo que era un lugar anónimo volvió a ser tal cosa pasados unos meses, cuando ya nadie recuerda ese momento de gloria. De hecho, nadie lo conocía cuando hemos hablado de The Silent People a otras personas.

En una de las reseñas de Google vimos a un chico que decía que le recordaba a los zombies de The Walking Dead. Si tenéis la suerte de visitar The Silent People ahora que no está tan de moda, seguramente estéis de acuerdo con esa opinión.

Información práctica: dirección, horarios, precios…

Aquí os dejamos toda la información práctica para llevar a cabo la visita:

  • Dirección: Viitostie 547, 89600 Suomussalmi.
  • Cómo llegar: el monumento está 30 kilómetros al norte de Suomussalmi, en la carretera E63 (conocida también como autopista 5).
  • Coordenadas: 35 89 671 Este 72 23 266 Norte.
  • Horario de The Silent People: abre 24 horas al día.
  • Horario de la tienda-restaurante: en verano de 10:00 a 17:00, en invierno cierra.
  • Tarifas: la visita es gratuita.
  • Teléfono: +358 (0)50 362 0609

¿Qué te ha parecido?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

TAMBIÉN TE PUEDE INTERESAR

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *