The Baltic Coastal Hiking Route, el itinerario a pie que recorre la costa de los países bálticos

The Baltic Coastal Hiking Route es un sorprendente proyecto que une la costa de Lituania, Letonia y Estonia a través de una ruta de larga distancia. 1419 kilómetros que se pueden hacer a pie y que os permitirán conocer (en caso de que tengáis entre 70 y 72 días disponibles) todo lo que tienen que ofrecer las costas de las repúblicas bálticas.

Descubre las sorprendentes playas bálticas en una única ruta

Lo primero que hay que decir es que esta ruta forma parte de una aun mayor, el Sendero Europeo E-9. Conocido como Camino Costero Europeo, se trata de una ruta de más de 5000 kilómetros que va desde el Cabo de San Vicente (en Portugal) hasta el final de Estonia, siguiendo la línea de costa de todos los países que pillan por medio (incluido España).

En cualquier caso, en lo que atañe a The Baltic Coastal Hiking Route, hablamos de un recorrido que se hace en unos dos meses y medio. Está dividido en etapas diarias de unos 20 kilómetros, más o menos como las del Camino de Santiago.

Durante la ruta se pueden contemplar más de 600 puntos de interés, repartidos entre monumentos naturales, históricos y culturales. Es una de las maneras más exigentes de conocer al cultura báltica, aunque también una de las más enriquecedoras.

Lo interesante del camino es que está totalmente acondicionado y documentado por un proyecto común entre las autoridades de Lituania, Letonia y Estonia. De hecho, en su web oficial tenéis folletos, explicaciones, apps para el móvil y vídeos como el de más abajo. Con toda esa información, el único problema será disponer de tiempo suficiente para completar la ruta.

Etapas por países

Lituania

La ruta es conocida en lituano como Jūrų takas. En el caso del país más al sur de las repúblicas bálticas, hablamos de 216 kilómetros que se completan en una horquilla de 10 a 12 etapas.

El punto de partida sería en la localidad de Nida, en el Istmo de Curlandia (justo en la frontera rusa con Kaliningrado). Desde allí, habría que recorrer todo ese Parque Nacional, llegar a Klaipeda y continuar hasta superar los resorts playeros de Palanga y Sventoji. Por último, habría que alcanzar la frontera letona.

Letonia

En Letonia, este recorrido es conocido como Jūrtaka. En el país del medio de las bálticas se recorren 581 kilómetros repartidos en 30 etapas.

Si os hacéis la costa letona al completo pasaréis por el Golfo de Riga, visitaréis los parques nacionales de Slitere y Kemeri y llegaréis hasta las playas rocosas de Vidzeme.

Estonia

Por último, en Estonia la ruta es conocida como Ranniku Matkarada. El último tramo tiene 622 kilómetros que se recorren también en una treintena de etapas.

En el caso estonio, el objetivo es llegar hasta Tallin, no sin antes pasar por la Bahía de Parnu, por el Parque Nacional de Matsalu e incluso adentrarse en la isla de Saaremaa.

¿Qué te ha parecido?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.