Cittaslow: la red de municipios para viajar sin prisas

Hoy queremos hablaros de Cittaslow, un movimiento que nos fascina y que apoyamos con todo nuestro corazón. Se trata de una red de municipios con unos valores comunes, todos ellos asociados al turismo que más nos gusta: sin prisas, trascendente y que siempre intenta dejar valor en el destino que se está visitando. Vamos a enseñaros un poquito de este bonito proyecto y a contaros qué municipios forman parte de él en España.

¿Qué son las ciudades Cittaslow?

Cittaslow guarda muchas similitudes con Slow Food, el movimiento en el que se inspira. Y no, no nos referimos únicamente a que ambos hayan surgido en Italia o tengan un caracol como mascota, sino a que ambas son la resistencia contra la homogeneización que propone la globalización en el siglo XXI.

Para que un municipio forme parte de Cittaslow, tiene que cumplir hasta 50 requisitos, tales como no superar los 50.000 habitantes, tener una política medioambiental sostenible o apostar por un turismo que claramente revierta en mejorar la vida de los habitantes de la ciudad. También es necesario defender a capa y espada la diversidad cultural, así como las características que hacen único al municipio.

El movimiento empezó en 1999 en Italia, aunque rápidamente se empezó a expandir por otros países como Alemania, Noruega o Reino Unido. Si alguna vez estás de viaje y al llegar a un municipio ves al simpático caracol amarillo de Cittaslow… ¡Bingo! Estás en un lugar en el que vas a enaltecer tu espíritu y a disfrutar de una experiencia tan pausada como inolvidable.

Los pueblos y las ciudades que forman parte de la red Cittaslow no tienen como requisito estar llenos de encanto, pero desde luego lo están. Los que hemos visitado nos han dejado sin palabras por su sencillez, su autenticidad y el recuerdo que han dejado en nosotros. Al fin y al cabo, eso es lo que buscamos cuando estamos de viaje: sitios bonitos en los que se come bien, se dan buenos paseos y hay tiendas que apoyan a los artesanos locales.

Cittaslow en el mundo

En el mundo ya se cuentan por decenas los países asociados al movimiento Cittaslow, con naciones repartidas (literalmente) por todos los continentes. Italia sigue estando a la cabeza en cuanto a número de municipios adheridos a la red, con alrededor de 100 entre sus filas. Sin embargo, por todo el continente europeo encontraréis municipios con el caracol: en Francia, en Portugal, En Países Bajos, en Dinamarca, en Reino Unido…

Más allá de Europa, podéis encontrar pueblos y ciudades Cittaslow en países tan diversos como China, Sudáfrica, Australia, Colombia o Canadá. La red va en aumento y cada vez es más conocida, lo cual deja claro que el turismo responsable no es algo que hacemos cuatro raritos sino que ha venido para quedarse.

Cittaslow en España

En España, el movimiento Cittaslow ha hecho honor a su nombre y ha empezado muy despacito. El motivo es que ha llegado a un mercado en el que ya tenía competencia, pues en nuestro país tiene mucho arraigo la asociación Los Pueblos Más Bonitos de España. Esta situación ocurre en otros países, como por ejemplo en Francia.

Sin embargo, Cittaslow es una red fascinante y poco a poco se abre paso. En el momento de escribir estas líneas, ya hay una decena de municipios adheridos a la red, todos ellos tan increíbles como Lekeitio, Rubielos de Mora o Morella.

No sabemos cómo será el futuro, aunque la verdad es que se nos ocurren decenas y decenas de pueblitos monos que podrían formar parte de esta red. Lo que está claro es que nosotros ya no hacemos una escapada (ni por España ni fuera) sin mirar antes si pilla de camino una Cittaslow, pues sabemos que en esos destinos lo pasamos en grande.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *