Ruta por Aareschlucht: descubre las increíbles aguas verdes de la Garganta de Aare

La Garganta de Aare (también conocida como Aareschlucht) es una de las maravillas naturales más impresionantes del centro de Suiza, lo cual es mucho decir. Se trata de un desfiladero excavado de manera natural por el río que le da nombre, por cuyo interior podréis pasear a través de una impresionante red de pasarelas de madera y túneles excavados en la roca. En este artículo os contamos cómo es la visita y qué podéis esperar de ella.

¿Qué es la Garganta de Aare?

Aareschlucht se encuentra a una media hora en coche de Interlaken, en un paraje entre las localidades de Meiringen e Innertkirch. El desfiladero cuenta con aproximadamente 1400 metros de largo y una profundidad de 200 metros, ofreciendo en su interior sensaciones únicas para los sentidos. El atronador ruido del agua, horadando lenta pero inexorablemente la roca, ofrece al viajero una estampa única gracias a sus turquesas aguas.

Los suizos son muy prácticos y saben que el turismo mueve masas, así que han acotado la visita y la han convertido en una excursión de pago. La Garganta de Aare se puede visitar de abril a noviembre, previo pago de una entrada de 10 francos por persona. El ticket te dará acceso a recorrer el interior del desfiladero, aunque también a visitar tiendas, restaurantes y pequeños parques infantiles.

Tenéis que tener en cuenta que el sitio cambia mucho en función de la época del año. Más allá de que cierre de noviembre a marzo, también hay dos ciclos a considerar:

  • Temporada baja: abril, mayo, junio y septiembre. En esa época, solo se puede acceder por la entrada oeste (la que está más cerquita a Meiringen) y el recorrido sería de ida y vuelta. Es decir, se va hasta un determinado punto, en donde veréis una verja y tendréis que volver deshaciendo vuestros propios pasos.
  • Temporada alta: junio, julio y agosto. Están abiertos los dos accesos, por lo que podéis recorrer el desfiladero en su totalidad. Ofrecen un servicio de autobuses y trenes para que podáis volver al acceso desde el que empezasteis a caminar. Por cierto, en los viernes y sábados de julio y agosto se puede visitar Aareschlucht por la noche.

La visita es corta, en aproximadamente una hora se puede hacer todo el recorrido. Es muy cómoda, hasta el punto de que dos tercios del recorrido son practicables con silla de ruedas. Como no podía ser de otro modo, se puede entrar a Aareschlucht con perro.

Visitar Aareschlucht: nuestra experiencia

Vamos a contaros cómo fue nuestra visita. Nosotros fuimos a Aareschlucht en abril, por lo que disfrutamos de la temporada baja. Eso se tradujo en que solo estaba abierto el acceso oeste, por lo que tuvimos que hacer un recorrido de ida y vuelta.

La Garganta de Aare abre a las 8:30, por lo que estuvimos allí justo a esa hora. Esto nos permitió visitarla totalmente solos, algo que es siempre de agradecer en un entorno natural. Pasamos por caja (10 francos por persona) y nos dispusimos a disfrutar del sitio.

Antes de empezar, una pequeña mención a los folletos que te dan al entrar. No solo están en español (algo muy poco común en Suiza), sino que tenemos que decir que son de una calidad por encima de la habitual. En ellos se explica todo a la perfección, realmente merece la pena hacer la visita mientras se van consultando sus datos.

Entrando ya en materia, todo lo que podemos hacer es enseñaros un montón de fotos impresionantes y decir que se quedan cortas. Aareschlucht es un sitio absolutamente increíble, de esos que hacen que Suiza sea uno de nuestros países favoritos.

El sendero atraviesa el corazón del desfiladero más o menos a la altura del agua. Para ello, se camina por unas pasarelas de madera que permiten tener al alcance de la mano el rugido de las aguas y sus cautivadores tonos turquesas.

En las zonas en las que la garganta se estrecha, el camino se realiza por el interior de la montaña. Así, podréis caminar a través de túneles y galerías excavados cuidadosamente.

Por el camino veréis pequeños paneles explicativos, en los que se explica cómo es la erosión glaciar, cómo se construyeron los primeros puentes que atravesaron el desfiladero o una galería que fue utilizada durante la II Guerra Mundial.

Hay un pequeño juego para niños (y no tan niños) que consiste en ir buscando dragones escondidos por Aareschlucht. Los paneles no están traducidos al español, pero allá donde los veáis paraos y buscad al dragoncito oculto.

Como decimos, en alrededor de una hora se realiza la visita. Puede parecer breve, pero os aseguramos que es de las mejores excursiones que hicimos en esta zona de Suiza.

Información práctica: ubicación, horarios, tarifas…

Por si os da pereza leer, aquí os dejamos sintetizada toda la información práctica para realizar la visita a Aareschlucht:

  • Temporadas de apertura:
    • Temporada alta: junio, julio y agosto.
    • Temporada baja: abril, mayo, septiembre y octubre.
    • Resto del año: acceso cerrado.
  • Ubicación: Aareschlucht es un paraje natural ubicado entre los pueblos de Meiringen e Innertkirchen.
  • Accesos:
    • Entrada oeste: abre en temporada baja y alta.
    • Entrada este:abre solo en temporada alta.
  • Horarios:
    • Temporada baja : de 8:30 a 17:30.
    • Temporada alta: de 8:30 a 18:30.
  • Tarifas:
    • Adultos: 10 francos.
    • Niños de 6 a 16 años: 6,5 francos.
    • Niños de menos de 6 años: gratis.
  • Iluminación nocturna: en viernes y sábados de julio y agosto, la entrada oeste ofrece un pase especial de 18:30 a 22:00, en la cual se puede ver la garganta iluminada.
¿Qué te ha parecido?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.