Requisitos para viajar con perro a Noruega: vacunas, documentación y consejos

Si vais a viajar a Noruega con perro, tenéis que tener claro que existen una serie de requisitos para poder entrar. Es importante que lo preparéis todo con mucha antelación, ya que si no lo tenéis todo en regla no os dejarán pasar con vuestro adorado cuadrúpedo. Eso sí, que nadie se preocupe: ¡es un tema facilísimo! En este artículo repasamos todo lo necesario para que hagáis vuestro viaje sin ninguna complicación.

¿Qué hace falta para entrar en Noruega con perro?

Pasaporte Europeo

En primer lugar, es necesario que vuestro perrete tenga la documentación en regla. Para ello, es imprescindible que previamente le hayáis sacado el Pasaporte para Animales de Compañía de la Unión Europea, un libreto en el que se recogen sus datos básicos.

Aunque en España hay una cartilla de vacunación y es posible que vuestra mascota tenga una, tened claro que el único documento con el que no os pondrán pegas por Europa es con este pasaporte. Por ello, es bueno que os acostumbréis a pedirle a vuestro veterinario que refleje en él todas las vacunas y desparasitaciones que le vayáis haciendo a vuestro perro. ¡Ah! Y no olvidéis ponerle foto: aunque sea opcional, en algunas fronteras son un poco tiquismiquis.

Chip

También es imprescindible que vuestro perro tenga chip. Esto no debería ser un problema, ya que prácticamente en toda Europa es obligatorio que vuestro perro tenga un transpondedor en la piel. Su número y ubicación vienen recogidos en el pasaporte europeo.

Vacuna contra la rabia

En tercer lugar, es imprescindible que el perro haya recibido la vacuna contra la rabia al menos 21 días antes de entrar al país. Si no le habéis puesto la vacuna tres semanas antes, lo normal es que en la frontera no os dejen pasar.

Tratamiento contra la tenia Echinococcus multilocularis

Por último, aquí viene el punto más confuso: la desparasitación interna. Este es un requisito que, salvo un par de excepciones, no os pondrán en la Unión Europea, pero Noruega no forma parte del club europeo. Por tanto, toca cumplir con un requisito extra.

Aunque deberíais hacer que vuestro perro reciba este tratamiento periódicamente, los plazos os pueden jugar una mala pasada. Tenéis dos opciones:

  • Tratamiento administrado entre 24 y 120 horas antes de entrar a Noruega: no será un problema si vais en avión, pero puede suponer un lío si estáis viajando por carretera. O se lo ponéis justo antes de salir de España y vais a toda velocidad, o de lo contrario os tocará buscar un veterinario en Suecia o en Finlandia.
  • La regla de los 28 días: el perro tiene que haber recibido el tratamiento cada 28 días durante al menos dos ocasiones. Además, deberá seguir recibiéndolo cada 28 días si el siguiente ciclo os pilla en el país. Por poner un ejemplo: si le dais al desparasitación contra la tenia el día 1 de febrero y el 1 de marzo, podréis entrar en Noruega con vuestro perro el día 7 de marzo sin ningún problema. Sin embargo, deberéis administrarle una nueva dosis si seguís por tierras noruegas el 29 de marzo.

No es tan complicado en realidad, pero conviene tenerlo muy en cuenta.

¿Qué es Mattilsynet?

Las autoridades fronterizas noruegas se ocupan de que todo lo anterior se siga a rajatabla, siguiendo las indicaciones de la Mattilsynet: la Autoridad Noruega en Seguridad Alimentaria.

Es un organismo reconocido a nivel mundial por estar siempre a la vanguardia en todo lo relacionado con la supervisión de plantas, peces, animales y alimentos. Por ejemplo, en 2019 restringieron el acceso a Noruega con mascotas por un brote de una bacteria desconocida en la que murieron unas pocas decenas de animales. Esto en España sería impensable.

Ya que hablamos de ellos, os interesará saber que regulan todo al milímetro. De hecho, puede que haya un par de normas que os afecten. La primera es que no se puede entrar en Noruega con perros que tengan tres meses o menos, por lo que no podréis hacer el viaje si vuestro adorado cuadrúpedo tiene menos de doce semanas.

Por otro lado, hay una excepción a todo esto: no hay ningún tipo de limitación si se viaja desde Suecia. Por tanto, si no cumplís alguno de los requisitos del apartado anterior pero queréis ir a Noruega, está la trampa de ir desde Suecia. Como veis, eso de hacerse el sueco en ocasiones es más práctico de lo que pudiera parecer.

¿Qué te ha parecido?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *