Ruta de senderismo por la Dehesa Bonita de Somosierra

En el norte de la Sierra Norte, valga la redundancia, está la localidad de Somosierra. No solo es un pueblo precioso, sino que además su entorno natural está repleto de lugares increíbles. Si hace poco os hablábamos de la Chorrera de los Litueros, hoy le llega el turno a la Dehesa Bonita de Somosierra. Su nombre es más que merecido, especialmente cuando llega el otoño y se convierte en un auténtico universo de contrastes cromáticos.

Un lugar para perderse… literalmente

La Dehesa Bonita de Somosierra es toda una reliquia botánica, en la que la vegetación es tan diversa como antigua. Caminar por sus senderos pondrá al alcance de vuestra mano una variedad enorme de especies, prácticamente todas las que se pueden encontrar en la Comunidad de Madrid: abedules, acebos, cerezos, avellanos, robles…

La visita a la Dehesa Bonita es sencilla en apariencia, aunque con matices. Para llegar a ella no encontraréis ninguna complicación, ya que podréis aparcar junto a una estación de aguas residuales que está a 50 metros de la puerta de entrada. Una vez estéis dentro de esta dehesa boyal, sí que pueden surgir los problemas: es un lugar espeso, en el que los caminos se desdibujan todo el tiempo. Seguir una ruta no resultará fácil, ya que tampoco encontraréis ningún tipo de señalización.

En resumidas cuentas, podéis optar por dos tipos de paseos:

  • Por libre: que fue lo que hicimos nosotros. Nos dedicamos a pasear por los caminos que iban surgiendo, lo cual nos permitió acceder a todo tipo de parajes sorprendentes: miradores por encima de las copas de los árboles, caminos en los que la vegetación se cerraba, riachuelos que cruzábamos de un salto…
  • Haciendo una ruta: la propuesta más habitual va al interior y hace un círculo, siempre teniendo el perímetro de la dehesa como referencia. Se completa en algo menos de dos horas, recorriendo unos cuatro kilómetros y medio.

A nivel ruta, en el sentido de que sea fácil de seguir y esté bien preparada, seguramente sea una de las peores de la Sierra Norte. Sin embargo, si hablamos de lo importante, sin duda es una de nuestras favoritas. Y es que este espacio, en la vertiente oeste del Pico Cebollera, es sencillamente impresionante. No os podéis imaginar lo bonito que es pasear por su interior.

La verdad es que entramos con miedo, porque en la puerta vimos un cartel que avisaba de la presencia de mastines para proteger al ganado y también de que es posible encontrarse a gente cazando. Sin embargo, nosotros estuvimos una hora y media por la zona y la verdad es que no tuvimos ningún problema.

Ficha técnica: cómo llegar, distancia y otros datos

Os vamos a dar la información práctica de la ruta más típica por el interior de la Dehesa Bonita de Somosierra, aunque nosotros fuimos por libre.

📍 Punto de inicio: aquí no hay dudas, ya que el mejor lugar para aparcar es el apeadero que hay junto a la depuradora de aguas. Es en la N-1, un poquito antes de entrar a Somosierra. Una vez dejéis el coche, tenéis que cruzar con mucho cuidado la carretera y llegaréis hasta la puerta que da entrada a la dehesa.

📏 Distancia / desnivel: 4,5 kilómetros, con un desnivel positivo de 250 metros.

💪 Dificultad: la ruta no es difícil como tal, ya que es un sitio por el que se puede transitar sin ningún problema. Las complicaciones vienen porque los caminos son imperceptibles y no hay señalización, por lo que en muchas ocasiones tendréis que tirar de instinto. Si no sois expertos, os recomendamos ir con mucho cuidado.

⏲️ Duración: la ruta se completa en algo menos de dos horas.

¿Qué te ha parecido?
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0
+1
0

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *