Qué ver en los alrededores de Patones de Arriba

¿Estás preparando una excursión a Patones de Arriba? En ese caso, este artículo te interesa, pues en él descubrirás un montón de ideas para convertir tu visita en un día perfecto. De hecho, tenemos propuestas suficientes como para llenar un día entero, así que quizá puedas comprobar en tus propias carnes que un fin de semana de turismo rural en la Comunidad de Madrid puede ser tan bueno como en cualquier otro punto de España. Aquí os dejamos un montón de planes chulísimos para que sepáis qué ver y qué hacer en los alrededores de Patones de Arriba.

Hacer senderismo desde el Pontón de la Oliva

Empezamos con un clásico del senderismo en la Sierra Norte de Madrid: una ruta desde el Pontón de la Oliva. Nosotros os queremos proponer la va del Pontón de la Oliva a la Presa de la Parra, ya que es una de nuestras favoritas, pero lo cierto es que la zona es uno de los paraísos del turismo activo madrileño.

El caso es que la ruta que protagoniza estos párrafos tiene una duración de unas cuatro o cinco horitas, y os permitirá transitar a la vera del Río Lozoya mientras descubrís algunas de las mejores estructuras hidráulicas de la Comunidad de Madrid.

Es una ruta perfecta para cualquier época del año, ya que la cercanía al río y las copas de los árboles regularán la temperatura tanto en meses fríos como en meses cálidos. Además, si vais con perro se podrá pegar unos buenos chapuzones en las decenas de playas fluviales que irán surgiendo ante vuestros pasos.

Ir a las Cárcavas

La segunda propuesta también parte del Pontón de la Oliva. En este caso, se trata de una ruta por las Cárcavas, uno de los paisajes más increíbles de toda España. Aunque el recorrido arranca desde el término municipal de Patones, lo cierto es que este paisaje natural singular se encuentra en la Provincia de Guadalajara. Sin embargo, está a tiro de piedra y es una de las mejores excursiones que podéis hacer desde Patones de Arriba.

Llegar a las Cárcavas no es fácil y probablemente al día siguiente tendréis agujetas, pero os aseguramos que merece la pena. Las fotos hablan por sí solas: de repente pasaréis de la Sierra Norte madrileña a algo bastante parecido a Marte o la Luna. Un plan digno de mención y que os dejará buenos instagrameos.

Dar un paseo por Patones de Abajo

Quizá esta sea la recomendación menos típica, pero ya que estáis por allí os proponemos dar una vuelta por Patones de Abajo. Aunque el pueblo no tiene (ni de lejos) los atractivos turísticos que su vecino de arriba, en sus calles descubriréis un curioso trazado urbano surgido tras la Guerra Civil.

Allí os esperan algunas casas típicas, el Ayuntamiento o la moderna Parroquia de San José. El paseíto os llevará algo menos de una hora y os servirá para conocer la cara funcional y pragmática de Patones, pues la mayoría de sus vecinos viven abajo.

Visitar Torrelaguna, lugar de nacimiento del Carcenal Cisneros

A escasos 20 minutos de Patones de Arriba encontraréis Torrelaguna, uno de los pueblos que más patrimonio albergan de toda la Comunidad de Madrid. Esta interesante villa tiene todo lo necesario para manteneros ocupados unas horas, todo un día o incluso un fin de semana entero.

Sobre Torrelaguna hay mucho escrito, así que tampoco vamos a explayarnos demasiado. Eso si, es imposible no hablar de la Iglesia de Santa María Magdalena (un enorme templo gótico que bien podría ser una catedral), su animada Calle del Cardenal Cisneros (ojito con la gastronomía de Torrelaguna) o los palacios que encontraréis en sus calles.

Hacer senderismo en El Berrueco

A media hora tenéis El Berrueco, otro de esos pueblos de la Sierra Norte que nos tienen enamorados. Sin embargo, en este caso no queremos hablar del casco urbano en sí, sino del entorno natural en el que se enmarca. Y es que hacer senderismo en El Berrueco es una actividad que bien haríais en tener en cuenta.

En sus alrededores podéis encontrar una Dehesa Boyal de excepcional valor paisajístico, un embalse precioso, una atalaya árabe desde la que contemplar varios kilómetros a la redonda e incluso un puente romano.

Disfrutar del arte Urbano de Redueña

A tan solo diez minutos tenéis Redueña, un pueblo que os sorprenderá por lo bien cuidado que está, por su coqueto patrimonio y por su interesante propuesta de arte urbano. Aquí y allá encontraréis murales con poesía, juegos de palabras o escenarios que ponen en valor los oficios tradicionales de serranía.

Por si eso fuera poco, en Redueña encontraréis una curiosa leyenda que explica la completa ausencia de cigüeñas en el pueblo. La descubriréis poco a poco, mientras visitáis la Iglesia de San Pedro ad Vincula, la Calle Mayor o el Ayuntamiento.

Ir a ver la Atalaya de El Vellón

Un poquito más lejos que Redueña, pero a tan solo 20 minutitos, está El Vellón. Puede que no sea el pueblo con más patrimonio de la Sierra Norte, aunque ya que estáis por allí deberíais recorrerlo (solo os llevará un ratito). Sin embargo, el hecho de meterlo en esta lista es porque hay una ruta que nos encantó y que siempre le recomendamos a todo el mundo: la que lleva hasta la Atalaya árabe.

El recorrido implica caminar unas horitas y subir cuestas bastante pronunciadas, pero os aseguramos que merece la pena. Además, transitaréis junto al paraje de Los Quebraones, uno de los espacios naturales más particulares de Madrid.

Acercarse hasta El Atazar, el pueblo recóndito de la Sierra Norte

Terminamos la lista con invitado de excepción: el pueblo de El Atazar. Llegar hasta allí os llevará una media hora, aunque la carretera por la que iréis ya es en sí misma un atractivo turístico. No olvidéis parar en los miradores que dan al Embalse de El Atazar, pues las vistas son increíbles.

El pueblo en sí es el más aislado de la Comunidad de Madrid. El tiempo parece haberse detenido en él, aunque sus más de cien vecinos se esfuerzan para que el devenir de las décadas no los devore y en sus calles lo encontraréis todo de punta en blanco. Os recomendamos encarecidamente esta visita, nosotros quedamos totalmente enamorados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *