La Domus Romana de Pedreiras de Lago

La Domus Romana de Pedreiras de Lago es un pequeño yacimiento arqueológico de la provincia de León. Se encuentra a tiro de piedra de Las Médulas, por lo que puede ser una excelente excursión desde la antigua explotación minera romana. Además, está abierto las 24 horas del día y la entrada es gratuita, por lo que no hay excusas para no hacer esta visita.

Una villa romana clásica en los alrededores de Las Médulas

Excavada a lo largo de los años 90 del siglo XX y puesta en valor entre 2015 y 2018, la Domus Romana de Pedreiras de Lago es el mejor ejemplo de que los territorios evolucionan. En una zona de la Comarca del Bierzo bastante explotada desde el punto de vista turístico (con Las Médulas en primer plano, pero sin olvidarse del Lago de Carucedo), de repente surgió un nuevo destino en el que hacer una parada.

Esta villa romana de estructura clásica fue ocupada entre comienzos del siglo I y finales del siglo II, siendo reformada y mejorada durante todo ese periodo. Así, a nuestros días han llegado los vestigios arqueológicos de una serie de estancias distribuidas alrededor de diferentes patios. En uno de ellos hay incluso un pequeño estanque octogonal, muestra de que la familia que vivió allí tenía una posición de poder.

Este yacimiento arqueológico, pese a sus reducidas dimensiones en comparación con otros ejemplos de la Península Ibérica, es una de las principales referencias histórico-artísticas del Espacio Cultural de Las Médulas.

Para hacer la visita, no hay más que ir hasta su pequeño aparcamiento (con hueco para apenas tres vehículos) y acceder al yacimiento. En él os espera un panel informativo y un par de pasarelas que os permitirán contemplar las diferentes estancias con todo lujo de detalles. Hay un pequeño espacio cerrado, en el cual se protegen unos restos de pintura que se pueden intuir si se arriman mucho los ojos a los agujeritos de las paredes.

La visita se hace en no más de quince minutos, por lo que no faltarán los aguafiestas que digan que no merece la pena ir hasta allí. Sin embargo, a nosotros nos pareció el complemento perfecto para un día haciendo excursiones por Las Médulas.

El Lago de Carucedo

Y, hablando de complementos, esta domus romana está literalmente a unos pocos metros del Lago de Carucedo. Es uno de los ejemplos más destacados de los lagos de barrera o aluvionamiento, estrechamente relacionados con el aprovechamiento minero de la zona por parte de los romanos. Se da la circunstancia además de que hay una extendida leyenda sobre el lago, según la cual en sus aguas se encuentra Durandarte (la espada de Roldán, el sobrino de Carlomagno).

Historias o leyendas aparte, lo cierto es que es una zona perfecta para hacer senderismo, bañarse en sus playas fluviales, tomar algo en sus chiringuitos o simplemente buscar un sitio para dormir con la furgo. Nosotros lo hicimos y pasamos uno de los mejores momentos de nuestro viaje por la Comarca del Bierzo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *