Coral Lagoon, la peligrosa piscina natural en las rocas de Malta

Coral Lagoon es uno de los puntos de interés más llamativos del norte de la isla de Malta. Es un lugar paradisíaco, en el que se ha formado una especie de piscina de manera natural en medio de las rocas. En ella, el agua no podría tener un color turquesa más intenso y fotogénico.

En este artículo os enseñamos cómo llegar hasta la Coral Lagoon, qué esperar del lugar y también os contamos algunos sucesos que han ocurrido en los últimos años, incluyendo varios turistas heridos por no prestar atención a los peligros de un entorno natural como este.

La piscina natural más bonita de Malta

Ir hasta la Coral Lagoon es misión imposible yendo en transporte público, aunque os resultará relativamente sencillo si habéis alquilado un vehículo. Os llevara unos 45 minutos desde La Valeta, algo más si vais en temporada alta ya que el sitio es tirando a concurrido. En Google Maps será tan sencillo como poner Coral Lagoon, pues el navegador os llevará hasta una explanada en la que dejar vuestro vehículo (justo en frente de un camping).

Desde la zona en la que se deja el coche hay que caminar apenas diez minutos, con cuidadito ya que se va entre rocas. Así, rápidamente llegaréis a la parte de arriba de la Coral Lagoon, desde donde se puede contemplar la piscina en todo su esplendor.

Para bañarse en la playa, básicamente hay tres opciones:

  • Saltar desde las alturas, algo que parece bastante peligroso y que no os recomendamos.
  • Ir nadando, algo que podría hacerse desde la zona del camping pero solo en días en los que la mar esté tranquila.
  • Alquilar un barquito y aparcarlo justo a la entrada de la cueva, en un servicio ofrecido por muchas empresas locales.

Por cierto, más allá de lo espectacular que es la Coral Lagoon o de sus llamativos colores, en este punto también hay una excelente panorámica de la cercana isla de Comino. De hecho, es uno de los puntos más cercanos desde la isla de Malta.

Las rocas y el agua requieren atención

Nos vemos obligados a dejar un pequeño apéndice advirtiendo de los peligros de este espacio natural. Que no os engañen la tranquilidad de sus aguas, ya que esto se debe al abrigo de las rocas. Puede ser que en la Coral Lagoon todo sea tranquilidad pero que en las aguas abiertas la mar esté muy picada, con los correspondientes problemas de seguridad.

Todos los años se reportan accidentes y rescates en la zona, especialmente durante los meses cálidos del año. Un caso extremo se dio en 2019, cuando un joven de Colombia falleció después de darse un chapuzón en la Coral Lagoon.

Además, pese a que Malta es en general un destino que cuida su naturaleza, lamentablemente tenemos que decir que vimos estas aguas bastante sucias. No sabemos si sería por la cercanía de los ferrys que comunican las tres islas, pero el caso es que vimos varios objetos de plástico flotando por las inmediaciones y cristales por el suelo. Y es una pena, porque el sitio podría ser realmente paradisíaco si se cuidase un poquito.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.